Cómo vivir con Sabiduría- para vivir bien-

22:03

Muchas de nosotras, las mujeres, anhelamos o pedimos al Señor ser mujeres sabias.
Pedimos y pedimos, pero sentimos que no nos llega ésa sabiduría.



Como vivir con sabiduría. Estudio bíblico para mujeres


Desde el tiempo de Eva, hemos buscado ésa sabiduría. Ella fue tentada a comer del árbol de la sabiduría. Sin embargo, ella la buscó en el lugar equivocado encontrando maldición y muerte.

Talvez ésa historia se repite en nosotras: pedimos la sabiduría, la anhelamos, oramos por ella, la buscamos. Muchas veces lo hacemos en el lugar o de la forma incorrecta y terminamos en donde no queríamos.  Y volvemos a comenzar. Es como un círculo vicioso que se repite una y otra vez. 

Hemos pedido tanto ésa sabiduría pero, ¿tenemos alguna noción de lo que es la sabiduría?
Porque esta es diferente del conocimiento, no es una virtud intelectual o saber qué hacer en alguna circunstancia determinada.

La sabiduría de Dios según la biblia comienza por el temor sano de fallarle a Dios. De hecho es un regalo que podemos pedir. Es un reglado que va mucho más allá de saber qué hacer o qué decir en un momento dado. Es un don espiritual que involucra todo el poder de Dios y Su conocimiento en nosotras.
La sabiduría de Dios, es más que entendimiento.

¿Entonces qué es la sabiduría?

Proverbios 9:1 dice: 

" La sabiduría edificó su casa, labró sus siete columnas."


Esas siete columnas se refiere a las cosas que comprenden la sabiduría. Ellas son:
  • Temor de Dios (Prov. 1:7)
  • Aborrecer el mal (Prov. 8:13)
  • Conocimiento del Espíritu Santo (Prov 9:10)
  • Tener esperanza (Prov. 14: 26)
  • Vida (Prov. 14:27)
  • Paz (Prov 19:23)
  • Honra (Prov. 15:33)

En Proverbios 9 narra una invitación para una fiesta en donde recibiremos un regalo y a quienes llama para entregar éstas siete columnas  de regalo, es a aquellos que lo deseen.

Sin embargo, hay algo que debemos de hacer para poder beneficiarnos de ésta invitación para obtener sabiduría: 

1- Romper malas compañías: hay amistades que son tóxicas y más bien nos apartan de Dios y de Su bendición, crean una atmósfera que impide que recibamos lo que el Padre desea depositar en nosotras. Al convivir con éstas malas amistades, vienen los malos hábitos y comenzamos a frecuentar los lugares incorrectos. Haz un alto en el camino, analiza y escoge bien a tus amistades. 

2- Levantarse: Es tomar acción, dejar de temer, dejar de callar. Es apropiarnos de nuestra verdadera identidad: la que tenemos en Cristo. Levantarse en el servicio de Dios y vivir espiritualmente. 

3- Escoger el camino de la sabiduría y permanecer en él: En la versión Reina Valera Contemporánea dice en el versículo 6 del capítulo 9 de Proverbios: "¡Déjense de tonterías!"
Creo que no necesitamos más explicaciones.


Las animamos a que acepten éste regalo ahora que sabemos qué es la sabiduría y lo que debemos de hacer para obtener sus beneficios.
Con este conocimiento podemos tener más clara la dirección que tomemos al orar por sabiduría. Ya no estaremos sólo pidiendo "saber qué hacer o qué decir" ahora con propiedad podemos pedir específicamente: "Padre Mío, dame la fortaleza para apartarme de las personas. los lugares y los hábitos que no son de tu agrado. Ayúdame a levantarme y no temer a tu llamado para mi vida y reconocer que soy tu hija. Y ayúdame a  escoger el camino de la sabiduría, el que tú tienes para mi vida y a permanecer en él. " 

Esta es la sabiduría que Dios nos regala para que podamos vivir bien. 




Escrito en conjunto por:

Priscilla de Moreno

Hazel Rodríguez




You Might Also Like

0 comentarios

Nos encantaría saber qué opinas.

Facebook